Malos hábitos que pueden arruinar tu relación de pareja

Actualizado por última vez en: 16 abril, 2018

malos habitos relaciones

No hay nada como las primeras semanas de una relación de pareja. Esos momentos descubriéndoos… ¡No tiene precio!

Tras un tiempo juntos es fácil caer en la monotonía e incluso llegar a agobiarte por esas pequeñas cosas que hace tu pareja y que tiempo atrás creías que era adorable.

Hay algunos malos hábitos que algunas parejas no saben que hacen, pero que realmente pueden ser detractores para la relación.

A continuación, malos hábitos muy comunes entre parejas y los cuales has de evitar si quieres tener una relación saludable y fuerte.

Evitar las peleas y la falta de comunicación

Algunas parejas, después de meses o años juntos, discuten por cada pequeño detalle.

La perfección no existe en una relación de pareja. Todo el mundo sueña con una relación ideal donde cada una de las partes constantemente apoya al otro y no hay tiempo para discutir.

Aún y así, contradecir de vez en cuando a tu pareja, si hay sinceridad en tus argumentos, no es mala idea.

Esto no significa que tengas que buscar una discusión a la primera de cambio, sino exponer tu opinión y hacer que tu punto de vista cuente, incluso si no compartes el mismo punto de vista que tu amado/a.

Después de todo, ¡una relación va sobre encontrar un punto en común!

Uno de los problemas principales para muchas parejas es la falta de comunicación.

Evitar la confrontación puede ser positivo al principio, pero a la larga, si quieres asegurarte de tener una relación sana y madura, lo mejor es aprender a comunicarte con tu pareja y saber cómo y cuándo hacerlo.

Intentar cambiar constantemente a tu pareja

¡Ser muy mandón/a con tu pareja puede ser muy irritante! Debes amar a tu pareja con sus virtudes e imperfecciones y él/ella a ti de la misma manera.

Si constantemente intentas cambiar sus hábitos, la manera que se comporta y estás encima con cada cosa que hace, puedes acabar con su paciencia.

No hay nada malo en animar a tu amado/a a ser una mejor versión de él/ella misma y esperar a que haga lo mismo contigo, pero la línea entre esto e intentar mejorar constantemente a tu pareja es muy fina.

Lo mejor es apoyar a tu amado/a y cuando haya algo que no te guste, decirlo, pero siempre con un buen argumento detrás y mostrando el lado positivo del cambio.

Los celos

Si hay algo que puede arruinar tu relación, además de una infidelidad, son los celos. Expresar tus sentimientos y mostrar con frecuencia que te preocupas por tu pareja es una cosa.

Controlar o incluso espiar cada uno de sus movimientos o mostrarte celoso/a una y otra vez cada vez que sale sin ti, es una historia completamente diferente.

Una relación se basa en la sinceridad y la confianza. Si no eres capaz de confiar en lo que tu pareja hacer cuando no está cerca de ti y te agobias hasta el punto de la obsesión sobre lo que podría estar haciendo a tus espaldas, entonces es el momento de replantearte si tu actual relación realmente es lo que estás buscando.

Si tu pareja y tú evitáis estos malos hábitos, ¡estaréis un paso más cerca de llegar a tener la relación perfecta!

*Foto de Ditty_about_summer.